Impacto

Este es un sitio de Branded Content, creado por Studio DF, área de generación de contenido de Diario Financiero.

Local Zones de AWS: Un nuevo paso para la transformación digital en Chile

Acercar la evolución tecnológica a los polos de desarrollo y potenciar el uso de la nube son parte de los objetivos del proyecto que la firma está lanzando por estos días, y que abrirá zonas locales en 26 países del mundo, incluido Chile.

Santiago white cityscape

La innovación y la tecnología siguen avanzando para impulsar la transformación digital y así poder utilizar su máximo potencial. La cada vez mayor adopción de la nube es un ejemplo, y este año hay novedades al respecto en América Latina, tras el anuncio del aterrizaje de una nueva infraestructura de nube conocida como AWS Local Zones.

Con este servicio, la apuesta del gigante tecnológico es que las aplicaciones sensibles a la latencia sean más cercanas a sus usuarios. El impacto que se espera es importante, explica Andrés Tahta, director regional de ventas de AWS para Public Sector en América Latina y Caribe, pues la baja latencia que ofrecen las Local Zones facilita nuevos casos de uso que se traducen en beneficios para las ciudades, como el análisis de video de las cámaras de vigilancia para mejorar la gestión del tráfico, la prevención del delito o la respuesta a desastres.

Además, las empresas de entretenimiento y medios públicos pueden aprovechar el poder de cómputo de la nube para crear y renderizar modelos y animaciones en 3D. Las instituciones educativas pueden ofrecer mejores experiencias para los estudiantes con laboratorios en línea. Las organizaciones de investigación pueden analizar grandes sistemas biomoleculares utilizando visualización y modelado 3D en tiempo real. Y los clientes de salud pueden tener almacenamiento de datos local y acceso de baja latencia para la secuenciación genómica, añade Tahta sobre los beneficios.

El proyecto también favorece a empresas que trabajan por mejorar la experiencia de usuario. Tahta detalla específicamente que apunta a “clientes que requieren ejecutar de forma práctica aplicaciones que requieran capacidad de cómputo cerca de sus usuarios finales (latencias de milisegundos de un solo dígito) para la creación de contenido multimedia, juegos a tiempo real, simulaciones de depósitos, mejoras en servicios financieros y automatización de diseño”.

El servicio que ofrece Netflix es un caso perfecto para explicarlo, pues también se está beneficiando de esta innovación. Tahta dice que en esa plataforma, históricamente los artistas tenían máquinas especializadas construidas para ellos en sus escritorios. “Ahora estamos trabajando para trasladar sus estaciones de trabajo a AWS para aprovechar la nube. Para brindar una buena experiencia de trabajo a dichos artistas, ellos necesitan un acceso de baja latencia a sus estaciones de trabajo virtuales. AWS Local Zones acerca los recursos de la nube y ha sido un punto de inflexión para estas aplicaciones. Al aprovechar las zonas locales han migrado una parte de su proceso de creación de contenido a AWS, garantizando una experiencia aún mejor para los artistas”, detalla.

Impacto modernizador

Con esta inversión, la compañía espera dinamizar la industria y en paralelo poder brindar un mejor y mayor servicio al sector privado, productivo, educativo y de entretenimiento, como así también profundizar en el trabajo en conjunto que viene realizando con el sector público chileno.

La AWS Local Zones de Chile se unirá a las 17 zonas locales de AWS que ya existen en Estados Unidos y a más de 30 localidades cuyo lanzamiento está previsto en 26 países de todo el mundo.

¿Cómo se puede explicar o graficar qué tan modernizador será tener una Local Zone en el país? Tahta explica que contar con este servicio permitirá acelerar la transformación digital llevando la infraestructura y los servicios de nube a “donde se necesiten para ayudar a que los proyectos de transformación digital se pongan en marcha más rápidamente, incluso los que se ejecutan en ubicaciones específicas debido a los requisitos de residencia de datos, procesamiento local y latencia”. Respecto a los clientes que trabajen con cloud, dice que tendrán beneficios sobre la base de la experiencia de usuario, logrando acercar el contenido y sus aplicaciones y brindando una mayor agilidad para desplegar recursos de tecnología, junto a la posibilidad de reducir sus costos fijos en adquisición y mantención de infraestructura propia.